La pérdida del submarino B-5

 Los primeros submarinos que tuvo la Armada Española, al amparo de la Ley Miranda del 17-02-1915, fueron todos de la compañía norteamericana Electric Boat Co. a excepción de la serie A, submarinos italianos de la casa Laurenti.

Diapositiva1

El 1-02-1917 se le puso la quilla al primero de los submarinos de la serie B; su plazo de construcción era de dos años pero sufriría un fuerte retraso por motivo de la Gran Guerra. Eran una variante de la serie americana “Holland 105-F” y tomaría el nombre de serie B por O.M. del 6-10-1921.

La serie finalizaba con el B-6, terminado de construir en 1926. Se trataba de submarinos totalmente superados por otros de la época, pero para España, a pesar de estas desventajas, suponía tener, por lo menos, submarinos nuevos capaces de estar 72 horas ininterrumpidas en inmersión, con un desplazamiento en superficie de 556 y en inmersión de 835 toneladas, una cota máxima 60 mts, cuatro tubos para sus torpedos Whitehead de 450 mm y 5,30 mts, y más tarde con un cañón A/A de 76,2 mm Vickers.

Diapositiva2

Al comienzo de la Guerra Civil, los cuatro primeros tenían su base en Mahón y los dos últimos en Cartagena. Los de Mahón estaban en peores condiciones y con la cota limitada a 20 metros. Al terminar la contienda toda la serie quedaría prácticamente destruida o en muy malas condiciones como veremos.

Nos encontramos a finales de 1936, la Flotilla tiene su base en Málaga y su jefe, el capitán de corbeta Remigio Verdía, vería el final de sus días paseando por la calles malaquitas, concretamente el mediodía del 2-01-1937 al recibir el impacto directo de una bomba lanzada por la aviación nacional.

Diapositiva3

EL CASO PARTICULAR DEL B-5

 El B-5 era la construcción nº 42 de la factoría de la Sociedad Española de construcción  Naval (S.E.C.N.) de Cartagena. Su quilla se puso el 13-01-1921, botándose el 5-05-1925 y siendo entregado el 31-12-1925. Aunque la serie pasó por distintas bases, primero Cartagena, después Ferrol y Mahón, y como hemos visto temporalmente en Málaga, al B-5 le sorprende el comienzo de la guerra en Cartagena bajo el mando del teniente de navío Francisco Javier Chereguini Pardo hasta el 14 de julio que es destituido por su afinidad al bando sublevado y le sucede el capitán de corbeta, Carlos Barreda Terry. El 17 de julio se reciben noticias del cruce del estrecho de las tropas de Franco y se decide enviar urgentemente al submarino junto a otras unidades a efectuar un bloqueo del Estrecho. El B-5 no puede zarpar por encontrarse en obras y pospone su salida al 24-07-1936 cuando se establece en patrulla en el mar de Alborán frente a las costas de Málaga. Permanece saliendo y entrando sin ningún tipo de actuación reseñable, siempre bajo el mando de Barreda Terry, quizás porque él era también partidario del levantamiento y no deseaba ningún bien a la República.

Diapositiva4

En octubre de1936 desparece con toda su tripulación, 37 hombres, en las proximidades de Estepona. En el expediente de rehabilitación del comandante que se instruye ya finalizada la guerra, se dice claramente que se desconocen las causas, aunque hay dos versiones contradictorias, en la declaración del capitán de navío don Enrique Manera se especifica que podía deberse a una decisión de su comandante, otros lo achacarían al ataque de un hidroavión del bando nacional que informó del avistamiento y posterior bombardeo del submarino.

Diapositiva5

El informe que aparece en el expediente de rehabilitación del citado comandante, aparece un informe del que fue segundo piloto del hidroavión en el que se asegura haber hundido este submarino el 17-10-1936, si bien en su declaración posterior, efectuada ante el juez, no recuerda haber observado nada después del lanzamiento de las bombas.

La nota facilitada por el Cuartel General de Salamanca el día 10-11-1936 decía así:

“Se tiene noticias fidedignas de que el submarino rojo B-5 ha desaparecido. Este submarino fue atacado por un hidroavión perteneciente a la Marina Nacional, el 12 de octubre pasado en aguas de Estepona provincia de Málaga. Al divisar el hidro el submarino se sumergió rápidamente, en el mismo lugar donde hizo inmersión le fueron lanzadas segundos después una carga de profundidad y varias bombas de 50 kg según comunicó a su debido tiempo el teniente de navío piloto del hidro, el cual también manifestó que no se atrevía a asegurar que hubiese destruido pero que lo consideraba probable.”

Diapositiva6

Otros como he dicho anteriormente, lo achacaban a un posible sabotaje del comandante, el comité político del buque se había quejado anteriormente al Jefe de Flotilla de su despreocupación en el trimado y del abandono de las normas de seguridad, llegando incluso a hacer inmersión con la escotilla abierta. Decían que Barreda prefería hundirse con su submarino a servir a la República. En su libro “Submarinos republicanos en la guerra civil española” los almirantes Gonzalo Rodríguez Martín-Granizo y José Ignacio González-Aller Hierro hablan de un telegrama y una carta enviados en esas fechas muy próximas al avistamiento del hidro, a su mujer Josefina Aldamiz-Echevarría y Harnaiz.

El primero de los telegramas fechado el 15 de octubre con el texto siguiente:

“Estoy bien abrazos = Carlos”.

El mismo día le escribía una carta en la que decía:

“Estamos pendientes de salir para ahí (Cartagena) otra vez. Yo creo que a los dos días o tres de días de recibir esta carta estaremos en Cartagena para reparar otra vez”.

Diapositiva7

Según Ramón Salas, el piloto era el teniente Rodolfo Whay, Camil Busquets nos habla del teniente de navío Ruíz de la Puente. Lo que es cierto es que las fechas no están claras, unos hablan del 12 y otros del 17, tampoco está nada claro la forma como se perdió el submarino.

INFORMACIÓN DE BUCEADORES Y OTRAS FUENTES

 La historia de buceadores aficionados y sus espejismos submarinos donde aparecen tesoros hundidos y, por qué no, submarinos, es interminable. La costa malagueña está llena de ellos, tenemos el caso del C-3 que se encuentra a unas cinco o seis millas al SE de la farola del muelle de Málaga a unos 90 metros de profundidad. Muchos buzos  hablan de un submarino fantasma que se encuentra en perfectas condiciones, hundido en Estepona, y que vendría a corroborar la teoría del sabotaje del comandante. Otros lo sitúan en Calaburras víctima de las bombas del hidro. El caso es que el submarino despareció y nunca más se supo de él o, eso nos cuentan.

Diapositiva8

Dentro de las misiones encomendadas a la Armada está la de proteger el patrimonio subacuático y velar porque se cuiden sus unidades perdidas en combate o como consecuencias de la meteorología. Para ello cuentan con los más modernos sistemas, como son las sondas multihaz y los sonares de barrido lateral. El sondador multihaz, permite realizar modelos digitales del fondo marino de gran precisión en toda el área rastreada, posteriormente se realizan mapas batimétricos, cálculos volumétricos, caracterización de fondos y estudios de composición del terreno. El sónar de barrido lateral es una de las principales herramientas de búsqueda submarina, su aplicación a la Arqueología Subacuática se inicia en los años 60, ejemplo de su uso lo tenemos en el Mary Rose (1967). La Armada cuenta con el KLEIN 3900, uno de los mejores sistemas en la actualidad y que permitió localizar un pecio romano en Cartagena en 2008.

Diapositiva9

El patrimonio histórico y arqueológico marítimo constituye un componente fundamental para la comprensión de nuestro pasado, al mismo tiempo que se trata de un patrimonio frágil, sometido a agentes naturales y antrópicos diversos que inciden sobre él de forma negativa, circunstancia por la cual su protección debe ser la principal prioridad.

EL FINAL DE SUS HERMANOS, LA SERIE B

Al terminar la Guerra Civil, de los seis submarinos de la clase B, cuatro permanecían semihundidos en la base de Cartagena. Fueron reflotados, aunque debido a sus graves averías (dos de ellos, incluso habían sido dados de baja por la Armada Republicana) no fueron reparados.

Diapositiva10

  • El B-1 reparado en Mahón en 1936 quedó útil solamente para acciones costeras muy limitadas. Ciertas informaciones señalan que sufrió un abordaje en Alicante en 1937 por un barco mercante inglés, que le dobló parte de la superestructura de proa, quedando desde entonces arrumbado hasta el final de la guerra, después de la cual se le usó como buque blanco para prácticas de tiro, siendo hundido en unos ejercicios de tiro de la flotilla de destructores en 1949. Su último comandante sería el TN., Jose Luis Pérez Cela.
  • El B2 fue mandado durante parte de la guerra por un oficial ruso que usaba el seudónimo de “Tomás Asensio”, éste podía ser Mikhail Grachev. Al finalizar la contienda, se hallaba semihundido en Cartagena. Después de ser reflotado, se utilizó durante un tiempo como Escuela Naval de Mecánicos de Ferrol, el 29-02-1948 es sustituido en su labores por el submarino C-2, habilitándose a partir del 8-09-1948 como central eléctrica flotante del Arsenal de Ferrol bajo dependencia del Tren Naval, función que mantiene hasta que se produce su baja definitiva el 5-04-1951 y es vendido para su desguace a una factoría de Avilés. El submarino no llega a su triste final; en la noche del 28-11-1951 un fuerte temporal hizo que se partiera el cable del remolque cuando era conducido por el remolcador Cíclope al mando del CC., Zumalacárregui, yéndose a pique frente a las costas del cantábrico. Su último comandante sería el CC., Guillermo Casinillo Cortés.
  • El B-3 a consecuencia de un abordaje por el buque mercante noruego “Frank” y del precario estado en que se encontraba, es dado de baja a principios de 1937 y trasladado a la rada de Portmán en Cartagena, donde al término de la guerra se encontró embarrancado y semihundido. Reflotado por la Comisión de Salvamento de Buques de la Armada es llevado a Cartagena, viejo y en muy mal estado. Fue dado de baja por segunda vez el 8-06-1940. Su último comandante sería el Contramaestre Francisco Alcaraz Sánchez.

Diapositiva11

  • El B-4 sufrió un bombardeo aéreo en Málaga en 1937, es trasladado a Cartagena y en un reconocimiento de casco es oficialmente dado de baja el 15-03-1937. Al término de la Guerra Civil, su casco se encontraba varado y semihundido en la rada de Portmán, se ordena su desguace en agosto de 1939 y es dado de baja por segunda vez el 31-07-1941. Su último comandante sería el AN., José Martínez Montero.
  • El B-6 fue hundido el 19 de septiembre de 1936 al entablar combate en superficie mediante fuego de artillería con el remolcador armado Galicia mandado por el TN., Sánchez Barcáizteguiz, al que posteriormente se unieron otro bou armado, el Ciriza, y el destructor Velasco. Este último le daría el tiro de gracia al submarino que terminaría hundiéndose cerca de cabo Peñas. El Velasco recogería a los 36 tripulantes, entre los que se encontraba el comandante, el AN. Óscar Scharfhausen Kebbon que más tarde sería Jefe de Flotilla.

Diapositiva12

BIBLIOGRAFÍA

  • Busquets y Vilanova, Camil; Coello Lillo, Joaquín Luis; y Campanera y Rovira, Albert: Los submarinos españoles. ISBN 8480559527
  • Cayuelas Robles, Ramón: Relatos inéditos de los submarinos republicanos de la guerra civil española, 2014 (5ª edición). ISBN 8484548775.
  • García Flórez, Dionisio: Buques de la Guerra civil española. submarinos, 2003. ISBN 8493228486.
  • González-Aller Hierro, José Ignacio y Rodríguez Martín-Granizo, Gonzalo: Submarinos Republicanos en la guerra civil española, 1982. ISBN 978-84-88717-23-8.
  • Piñón Bouza, Ramón: El submarino español B-2 (adscrito a la escuela de máquinas de Ferrol). RGM Enero-Febrero 2013.
  • Ramírez Gabarrús, Manuel: El arma submarina española, 1983. ISBN 8450092671.
  • Salas Larrazabal, Ramón: Historia del Ejército Popular de la Republica, 1973. ISBN
  • Willard C., Frank: Submarinos republicanos españoles bajo mando soviético (I) (II) y (III). 1999 y 2000. Revista de historia naval, ISSN 0212-467X. Números 64, 69 y 70.
Anuncios

Un comentario en “La pérdida del submarino B-5

  1. Pingback: Extra, últimos hallazgos gracias al Sonar | El batiburrillo submarino

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s